viernes, 29 de abril de 2016

LOS COLORES DEL PIANO – Confianza recuperada -Año VI. Nº 357

3 comentarios
 
Armand Guillaumin - Joven al piano - c. 1910
Armand Guillaumin - Joven al piano - c. 1910

El artista ha sido considerado una figura secundaria dentro del Impresionismo. Sin embargo, sus lienzos están constituidos por colores fuertes y vivos. Durante sus años en La Creuse, su pintura perdió parte de su fuerza, los colores se transformaron con un predominio de los tonos verdes y violetas. Un golpe de suerte en la Lotería le hizo salir de la precaria situación económica en que vivía, pudiendo dedicarse por entero a pintar.


El Concierto para piano en do menor nº 2, Op. 18, fue compuesto por Sergéi Rajmáninov entre el otoño de 1900 y abril de 1901. El segundo y tercer movimientos fueron interpretados por primera vez con el compositor como solista el 2 de diciembre de 1900. La obra al completo fue estrenada, también con el compositor como solista, el 27 de octubre de 1901, con su primo Aleksandr Ziloti dirigiendo. El movimiento inicial, Moderato, empieza con una serie de acordes en el piano, como si de toques de campana se trataran, que crean tensión, finalmente llegando a un punto culminante en la introducción del primer tema.

El estreno de su primera sinfonía en 1897, aunque hoy es reconocida como un logro importante, fue ridiculizada por las críticas. Lleno de problemas en su vida personal, Rajmáninov cayó en una depresión que duró varios años. Su segundo concierto para piano confirmó el hecho de que ya estaba totalmente recuperado de la depresión clínica y del bloqueo del escritor, que le impedían componer. El concierto fue dedicado a su médico, Nikolai Dahl, que hizo mucho para ayudarle a recuperar su confianza.


Sergéi Rachmáninov - Moderato - Concierto para piano Nº 2 en do menor

viernes, 22 de abril de 2016

VIDA DE ARTISTA – Cervantes -Año VI. Nº 356

1 comentarios
 
Atribuido a Juan de Jáuregui - Retrato de Miguel de Cervantes - c. 1600
Atribuido a Juan de Jáuregui - Retrato de Miguel de Cervantes - c. 1600

Empeñada ha sido la controversia respecto a la autenticidad atribuida a Jáuregui y a si realmente el grave personaje, con su golilla y su traje de época, es Miguel de Cervantes. La Real Academia Española, que recibió como magnífico y generoso donativo la pintura en cuestión, ha sostenido siempre la tesis afirmativa, y primero su antiguo director don Alejandro Pidal y Món, el elocuente tribuno, y más tarde el maestro del cervantismo, el insigne poeta, investigador y crítico don Francisco Rodríguez Marín, que fue también director de la corporación «que limpia, fija y da esplendor», mantuvieron con muy sobradas razones que la tabla donada a la Academia por José Albiol era, en efecto, el retrato a que alude Cervantes en el prólogo de sus Novelas ejemplares (Tomado de José María Chacón y Calvo, «Retratos de Cervantes», Diario de la Marina, 17 de enero de 1946)


Das Spitzentuch der Königin (El pañuelo de encajes de la reina) es una opereta compuesta por Johann Strauss II, con libreto de Heinrich Bohrmann-Riegen y Richard Genée, que se estrenó en el Theater an der Wien, el 1 de octubre de 1880.

La trama de la obra tiene lugar en Lisboa en 1580. En lugar del joven rey Sebastián, un consejo de regencia gobierna en la corte de Portugal, cuya cabeza, el ambicioso primer ministro Conde Villalobos y Rodríguez, alienta al joven rey en su forma de vida frívola. En el caso de que el Rey muera prematuramente y sin heredero, el Conde Villalobos planea entregar el país a los españoles. Dos personas unidas en oposición a esta camarilla son Doña Irene, dama de honor de la reina, y su amante, el dramaturgo español y poeta Miguel de Cervantes (en la opereta de Strauss, líder de los jóvenes de libre pensamiento) Después de confusas intrigas entre ambos grupos, emergen dos parejas de amantes: el rey entregado a su consorte, y Doña Irene, que se casa con Cervantes. Un feliz coro final conduce a la obra a una conclusión jubilosa.


Johann Strauss II - Overture - Das Spitzentuch der Königin



Johann Strauss II - Zweiter Akt, Szene und Couplet - Das Spitzentuch der Königin

viernes, 15 de abril de 2016

LOS COLORES DEL PIANO – Pensamientos poéticos -Año VI. Nº 355

1 comentarios
 
Joseph Danhauser - Liszt al Piano - 1840
Joseph Danhauser - Liszt al Piano - 1840

La escena recoge un salón de París con Liszt en la parte central, con actitud inspirada, rodeado de un grupo de compositores y literatos (una bella metáfora del diálogo de las artes en este periodo) Entre los presentes están Paganini, Rossini (justo detrás del compositor) y los escritores George Sand, Alexandre Dumas y Victor Hugo. Sobre el piano, el busto de Beethoven.


El compositor húngaro Franz Liszt escribió Consolaciones (Six Penseés poétiques) entre los años 1849 y 1850, durante su estancia en Weimar donde había sido invitado a establecerse por la Gran Duquesa María Pávlovna de Rusia.

Liszt es más conocido por su faceta como pianista pero fue un compositor prolífico que compuso extensamente para muchos instrumentos. Debido a su experiencia como virtuoso técnico vanguardista del piano, las obras de Liszt para dicho instrumento están a menudo marcadas por su dificultad. Es muy conocido como compositor de música programática, y por basar sus composiciones en elementos extramusicales, tales como la poesía o la pintura.


Franz Liszt - Consolation No. 3, S. 172

viernes, 8 de abril de 2016

LOS COLORES DEL PIANO – Acordes de gran esfuerzo -Año VI. Nº 354

3 comentarios
 
Johannes Vermeer - La lección de música - 1662-66
Johannes Vermeer - La lección de música - 1662-66

Al igual que en "el Concierto", la escena se desarrolla en el fondo del espacio: una mujer de espaldas toca el virginal, contemplándose su rostro reflejado en el espejo donde observamos que mira hacia el lado derecho, donde está el hombre, de perfil, vistiendo elegante traje oscuro con cuello y puños bordados en blanco, portando una daga y una banda como signos de su distinción social. En la zona de la izquierda se abren dos amplias ventanas por las que penetra la potente luz que ilumina la estancia, creando efectos de claroscuro en la línea de Caravaggio, aunque atenuados por el maestro de Delft. Una magnífica sensación atmosférica envuelve la habitación para difuminar los contornos pero sin atenuar las brillantes tonalidades de los trajes o de los objetos, especialmente el azul de la silla. En la tapa del virginal se puede leer una inscripción en letras capitales: "MVSICA LAETITIAE COMES MEDICINA DOLORUM" -"La música es la compañera del placer y medicina contra el dolor"-. Un jarro blanco que se deposita sobre la mesa podría aludir a otro de los vehículos empleados por los amantes para alcanzar sus conquistas: el vino. El cuadro que aparece en la derecha puede reconocerse como una "Caritas Romana", reforzando la interpretación alegórica.


El Concierto para piano y orquesta en la menor Op. 16 es una de las pocas piezas concertantes de Edvard Grieg. La obra fue compuesta mientras estaba de vacaciones en Dinamarca, en el verano de 1868. Pese a la buena acogida que tuvo la obra (pues hasta Liszt llegó a tocarla, dejando admirado al compositor), Grieg la revisó en 1906-1907, y ésta es la versión que se escucha hoy. El concierto comienza con un impetuoso redoble de timbal y una serie de acordes de gran esfuerzo. El primer movimiento, Allegro molto moderato, está escrito en forma sonata.

En 1859, Grieg, con 16 años y estudiante en el Consevatorio de Leipzig, asistía a la interpretación en la Gewandhaus del Concierto para piano y orquesta en la menor de Robert Schumann, que ofrecía Clara Schumann, su esposa. Su profesor de piano, E. F. Wenzel, le había inculcado el amor por la obra de Schumann, amor que el joven músico conservaría toda la vida. Así, finalizados sus estudios en 1862, Grieg hizo su presentación como pianista y compositor en su ciudad natal noruega, Bergen, interpretando las Cuatro piezas op. 1 y el Cuarteto con piano de Schumann. Esta afinidad se refleja en el Concierto para piano y orquesta en la menor (en la misma tonalidad que el de Schumann), aunque la personalidad del joven Grieg domina la partitura.


Edvard Grieg - Primer movimiento - Concierto para Piano Op. 16

viernes, 1 de abril de 2016

LOS COLORES DEL PIANO – Cromatismo -Año VI. Nº 353

1 comentarios
 
Marguerite Gerard - La Leccion de Piano - 1785–87
Marguerite Gerard - La Leccion de Piano - 1785–87

A pesar de que también produjo retratos al óleo, retratos en miniatura y grabados, se conoce mejor a la artista por sus escenas íntimas de género. Su interés por el arte se debe a su cuñado, el popular pintor rococó Jean-Honoré Fragonard, a partir de 1775, cuando se mudó de Grasse a París para vivir con la familia de su hermana. A mitad de sus años 20, Gérard había desarrollado su estilo: detalles minuciosamente precisos unidos con pinceladas sutilmente mezcladas, ambos rasgos tomados de especialistas de género holandeses del siglo XVII, especialmente de Gabriel Metsu.


El primer conjunto de Estudios, el Op. 10, fue escrito en el periodo de 1829 a 1832 y se publicó en Francia, Alemania e Inglaterra en 1833. El germen de los estudios se comenzó a gestar en Varsovia, a partir de fines de 1829. Chopin escribió entonces a un amigo que había compuesto unos pocos ejercicios para piano que quería mostrarle.

Los primeros Estudios del Op. 10 fueron compuestos cuando Chopin era todavía un adolescente. Se encuentran, junto con las primeras obras de Mendelssohn, entre raros ejemplos de composiciones extremadamente juveniles que son consideradas como innovadoras y dignas de inclusión dentro del canon del resto de las obras "maduras". Los Estudios de Chopin superan la pura forma musical de unos ejercicios útiles y llevan la forma de estas piezas y a ellas mismas a convertirse en grandes obras maestras del arte.


Fryderyk Chopin - Estudios Op. 10 No. 3 en Mi mayor "Tristesse"



Fryderyk Chopin - Estudios Op. 10 No. 2 en La menor "Chromatique"

 
© 2012. Design by Main-Blogger - Blogger Template and Blogging Stuff